11 cosas que debes saber antes de dejar tu vida de oficina para emprender tus sueños

“Cuando tu trabajo deja de satisfacerte, lo mejor es buscar otro; y que mejor que tu propia empresa con tus propias ideas”

Hay diversos factores que contribuyen a que una persona se sienta desapegado, pero el más común es el nivel de satisfacción, por eso antes de renunciar a tu trabajo actual y comenzar a emprender aquí hay algunas cosas que debes considerar:

  1. Encuentra tu propósito: Descubrir cuál es la razón por la que quieres el cambio es muy importante; muchas personas empiezan a buscar otras oportunidades en cuanto su empleo actual empieza a sentirse inadecuado ¿Por qué quieres ser emprendedor en un sector que no está conectado con tu empleo actual? Hazte varias preguntas hasta llega a un buen resultado.
  2. El dinero te dará felicidad temporal: Si eres un buen empleado, decirle a tu jefe que te vas puede no ser la mejor de las noticias. Tus empleadores tratarán diversas tácticas para que te quedes en la compañía el mayor tiempo posible, y una de estas estrategias será un aumento de sueldo; debes recordar que el dinero solo te dará felicidad momentánea, pero no elevará tu satisfacción con tu trabajo, ideas, percepciones etc.
  3. Importa cómo renuncies: Muchas personas sueñan con renunciar de sus trabajos de manera dramática. Aunque esto puede sentirse increíble de momento, esta es la peor manera de dejar un empleo; pues tu jefe actual tendrá influencia en tus oportunidades futuras ya sea como empleado o como emprendedor. “Nunca sabes si puede llegar a ser un ciente potencial”
  4. ¿Ya le informaste a tus colegas? : Tus colegas interactúan contigo todo el día todos los días. Tu jefe puede sentir que es su responsabilidad informar de tu salida al resto del equipo, pero algunos de tus compañeros deberán escucharlo de tu voz. Es una forma de fortalecer tu relación con ellos y mantener una amistad fuera de la oficina.
  5. Debes seguir siendo profesional: Mantener una conducta profesional en tu lugar de trabajo actual es muy importante. Eso significa no hablar de más hasta entregar tu carta de renuncia, cómo actúes en tu trabajo actual determinará cómo serás tú como jefe al momento de crear una empresa.
  6. Necesitas las “bendiciones” de tu jefe actual: Quedar en buenos términos con tu empleador actual es muy importante para tu carrera. Es completamente real tu jefe actual puede ser instrumental en tu carrera, seguir teniendo una relación fraternal puede ser muy benéfico “recuerda otra vez, puede ser un cliente, apoyo, asesor potencial”
  7. Busca satisfacciones fuera del trabajo: La satisfacción de un trabajo formal es un factor de estabilidad emocional y social. Dormir lo suficiente también lo es, emprender un negocio, ideas, o generar una startup es una habilidad que estar frente a un escritorio 8 hrs. Diarias no te lo va a generar.
  8. Entrega los pendientes a alguien en quien confíes: Si estás en medio de un proyecto, asegúrate que el trabajo pendiente no sufra por tu partida. Si debes irte antes de completar la tarea, recomienda a alguien que pueda tomar las riendas en tu lugar y asegurarse de que el trabajo sea completado cuando te vayas. Esto asegurará que los proyectos que comenzaste no se queden sin terminar y dejen una mala impresión de ti con los clientes.
  9. ¿Qué tanto conoces de Emprender?: Es importante que te armes de la información adecuada sobre tus nuevas ideas y propuestas antes de “dejar el barco”. En un mundo donde estamos condicionados para creer relaciones es importante colaborar con personas que te hagan sentir bien.
  10. ¿Tienes la experiencia correcta para comenzar a emprender? : Muchas personas se apresuran a comenzar a emprender sin tener noción alguna de en qué se están aventurando, o tal vez no están calificadas por su desesperación por cambiar de aires. Esto los lleva a ser malos en sus nuevas ideas y a sentir depresión y baja autoestima.
  11. ¿Sabes que es NOVAERA y Porqué debes acercarte a ellos cuando vas a emprender?: Novaera es un ecosistema de innovación creado por el Gobierno del Estado Guanajuato para agrupar, promover, articular y orientar, de manera óptima, a las diferentes instituciones y organismos que hacen posible la economía del conocimiento; estamos conformado por más de 55 instituciones que articula, orienta y promueve tus ideas, convirtiéndolas en negocios rentables visítanos en: http://novaera.com.mx/

Ponte en contacto con nosotros y convierte tus ideas en un negocio rentable
Prolongación Campestre 2150, 37129 León (Guanajuato)

Tel. 01 477 214 3900

Por qué el emprendedor debe amar el fracaso

“Si buscamos el éxito tenemos que estar dispuestos a fracasar lo más pronto posible y aprender de él.”

Vivimos en una cultura que rechaza el fracaso. Cada uno de nosotros fuimos educados con la mentalidad de que éste es malo y que ser un fracasado no solamente es humillante sino que nos lleva al escalón más bajo de la escalera al éxito.

En la escuela crecimos con el estigma de no reprobar porque de lo contrario repetiríamos el año escolar, (algo que ahora ya no se puede) que nos pondría en ridículo frente a nuestros amigos y que avergonzaría a nuestros padres.

En la universidad, si a mitad de la carrera cursada nos dábamos cuenta de que no era lo que verdaderamente nos gustaba, no había opción más que terminarla y ver después si podíamos estudiar algo más o resignarnos.

Y una vez ya trabajando, si nuestro empleo o nuestro jefe no nos gusta, no hay más opción que aguantar ya que fuimos educados bajo el dogma de failing is not an option y nada puede estar más alejado del camino del éxito que esta forma de ver el fracaso.

Miedo: ese sentimiento a quedarnos sin ingresos seguros, a no poder vender, a no encontrar clientes, a no saber qué hacer en los momentos difíciles, a no tener idea de por dónde empezar. Miedo a no conocer a fondo el mercado o la legislación aplicable en la industria. Miedo a no saber cómo fundar y constituir una empresa.

No estamos diciendo que sea fácil, y según la circunstancia de cada quien, el salto para convertirse en emprendedor será diferente y presentará distintos grados de dificultad.  Sin embargo para poder dar este salto debemos de cambiar nuestra mentalidad y dejar de ver el fracaso como el fin del camino.

Los más grandes emprendedores ven el fracaso como un escalón para llegar al éxito y están dispuestos a fracasar porque saben que es inevitable.

Todos conocemos la historia de Steve Jobs y el éxito que tuvo con Apple, pero hay que recordar que Jobs ni si quiera pudo terminar la universidad y renunció a ella a solo seis meses de haberse inscrito. Posteriormente en 1976 fundó Apple, pero se volvió a equivocar con varias decisiones estratégicas entre ellas su insistencia en la Apple III y en 1985 fue despedido de la propia empresa que él fundó.

Tiempo después durante una entrevista Jobs dijo:

“No lo veía en ese momento, pero resultó que el que me hubieran despedido de Apple fue lo mejor que me pudo haber pasado. El peso de ser exitoso fue remplazado por la ligereza de volver a empezar como un principiante, menos seguro de cualquier cosa, me liberó para entrar en uno de los periodos más creativos de mi vida”.

Walt Disney, mucho antes de su exitoso parque de diversiones, fue despedido por el editor de un periódico por no tener buenas ideas y falta de imaginación.

Steven Spielberg fue rechazado de tres escuelas de filmación antes de abrirse paso por la pantalla grande.

Fred Smith fundador de FedEx fue criticado por sus profesores de universidad debido a que su idea de negocios era interesante pero poco factible.

Thomas Edison falló 10 mil veces antes de inventar el foco y cuando se le preguntó acerca de sus errores dijo, “definitivamente ahora conozco más de 9 mil formas de como un foco no funcionará”.

El Coronel Sanders tuvo que fundar KFC (Kentucky Fried Chicken) a los 56 años de edad después de que su “receta secreta” fuera rechazada por más de 1,000 restaurantes.

Oprah Winfrey antes de que fuera una de las empresarias más ricas de Estados Unidos, fue despedida del noticiero que conducía en Baltimore, hoy su valor neto se estima en 3.1 miles de millones de dólares.

Mark Zuckerberg nunca terminó la universidad, pero terminó dedicándole 100% de su tiempo a lo que hoy es Facebook.

Bill Gates considerado por muchos años como el hombre más rico del mundo, fracasó junto con el que fuera su futuro socio en Microsoft, Paul Allen, al lanzar una empresa dedicada al rastreo del tráfico vehicular y cuyos resultados fueron tan catastróficos que Gates terminó en la cárcel por violar las regulaciones de tránsito.

Richard Branson, el magnate de Virgin, tampoco pudo terminar la universidad y tuvo que dedicarse al emprendimiento. Pareciera que en retrospectiva le fue mejor, sin embargo Branson ha fundado poco más de 100 empresas y solo un puñado son las que realmente han sido exitosas, el resto, un fracaso.

Como pueden ver no hay éxito sin fracaso. Constantemente vemos en revistas, libros y blogs a empresarios y líderes exitosos rodeados de glamour y éxito, pero lo que no vemos es el camino que los llevó a llegar ahí. Un camino rodeado de experiencias que incluyen tropiezos y descalabros de los cuales aprendieron a levantarse y seguir adelante.

Michael Jordan el astro de la NBA escribió un libro en 1995 titulado Mi filosofía del triunfo, en él escribe

“He perdido 300 partidos, he fallado más de 9,000 lanzamientos, 26 veces confiaron en mi para realizar el lanzamiento final para ganar el partido y fallé”.

Hoy Michael Jordan es recordado como el mejor jugador de basketball de todos los tiempos, es recordado por sus éxitos y no por sus fracasos.

Si quieres ser un emprendedor exitoso no solo debes estar dispuesto a fracasar, debes querer hacerlo lo más pronto posible porque de ahí se desprende el aprendizaje y el crecimiento que te llevarán a la cima.

En su libro Tribus, Seth Godin dice “El secreto nunca contado del éxito es el deseo de fallar en el camino para alcanzar una meta mayor”.

“Las personas exitosas no son las que tienen éxito a pesar de sus fracasos, estas son las que tienen éxito gracias a sus fracasos

Ama el fracaso, aférrate a él cada vez que llegue a ti, hazlo tu amigo y compañero, crece y aprende de él para después dejarlo ir, pero si vuelve, ábrele nuevamente los brazos.

Los invitamos a que amen, abracen, fallen y se levanten de la mano del ecosistema #Novaera y su sistema de parques tecnológicos, el cual ya cuenta con todo un ambiente de investigación, desarrollo, tecnología e innovación que converge en modelos de negocio de base tecnológica, estables y reales para ayudar a que tus ideas se transformen en empresas exitosas y aunque falles en el intento nosotros te asesoramos para que te levantes de la mejor manera, con más fuerza y sigas aprendiendo y emprendiendo

Ponte en contacto con nosotros y convierte tus ideas en un negocio rentable
Prolongación Campestre 2150, 37129 León (Guanajuato)

Tel. 01 477 214 3900

TRABAJAR EN EQUIPO

La verdadera esencia del emprendimiento.

“Para formar un modelo de negocio rentable necesitas saber negociar, contratar y también darle las gracias a las personas que no sigan tus sueños”

 

Un buen emprendedor comienza actuando solo; pero conforme se va avanzando en este camino gestionar un equipo que te respalde para apoyarte en carencias, trabajos, dificultades etc. Es necesario para que tus proyectos se vuelvan una empresa que triunfe y sea rentable.

La importancia de tener un buen equipo al momento de emprender proviene de varios frentes:

El equipo es en su mayoría los brazo y piernas que ayuden a mover las ideas; son las personas que deben impulsar las ideas a factores críticos que puntualicen el éxito.

El conjunto de estas personas al momento d emprender es el factor que impactará en el destino de cada trabajo; según el reporte de la anatomía del empresario 82% de los empresarios dice haber logrado su éxito gracias al equipo de trabajo.

La mayoría de los accionistas se fijan en el equipo de trabajo que un emprendedor puede desarrollar; ya que es una variante esencial para que dichos personajes depositen su dinero y su confianza en tus ideas.

Para esto hay que saber que pregunta se hace un inversionista al momento de verificar tu status como emprendedor y tu facilidad y expertice para generar un buen equipo de trabajo; la respuesta es ¿Tiene este equipo de trabajo la experiencia necesaria  para cumplir con sus metas que se han propuesto? ¿Tienen la capacidad de reconocer sus debilidades y fortalezas? ¿Pude el equipo lidiar constructivamente con los retos que se les presentarán durante la vida de la compañía? Cuando las respuestas son satisfactorias no hay nada más que decir el dinero llega a la start up gracias al apoyo de un buen equipo.

La diferencia entre los emprendedores con éxito y los que aún no lo logran es esto; los ganadores identifican los factores críticos para tener éxito y luego lo transmiten a su equipo; y en su caso los perdedores no lo identifican o carecen de habilidades para transmitirlo a sus desarrolladores.

Ahora bien también es importante saber cómo reconocer estos factores de riesgo al momento de estar emprendiendo; un pegunta importante que debes realizar es la siguiente: ¿Cuáles son las decisiones o actividades que si se hacen mal tendrán efectos negativos en el desarrollo de la empresa? Está pregunta tiene que hacerse o replicarse a unos 15 o 20 emprendedores que conozcas y gente que está inmiscuida en la idea de negocio; vas tener varias respuestas que te ayuden a converger en un mismo tema; y así pues podrás identificar eso que estás buscando.

Otra pregunta trascendental es ¿Si yo fuera inversor, qué es lo que quisiera yo para dejar mi dinero en las manos de unos desconocidos? Una respuesta que te ayudará a no estar despierto toda la noche; es como se llevará acabo la ejecución el proyecto, esto es que tengan todas las cartas sobre la mesa de manera clara para que pueden visualizar tu idea como tú la piensas.

Así pues tu idea debe ir e la mano con tu como líder identificar esos factores y haber formado un equipo de personas que te ayudarán  resolverlos de la mejor manera; así de importante es la formación de un buen equipo en la vida del emprendedor.

Una habilidad más que debes tener como líder al formar un equipo para tu idea emprendedora es saber identificar ¿para que eres bueno? Y ¿para qué no? Al tener o desarrollar está habilidad podrás contratar personas que llenen estos vacíos; de aquí el emprendimiento debe contagiar a una, dos, tres, etc. de cabezas para que vayan formando un cuerpo solido dirigidos hacia un propio ideal; Víctor Moctezuma Dir. De Ilab nos informa; “Es muy importante que el emprendedor tenga la idea muy clara para que esta pueda ser repartida al resto del equipo; la ejecución del proyecto depende de la dirección del emprendedor pero en su gran mayoría del desempeño el equipo; así que es necesario que este sea muy bueno”.

Sí el equipo no está cohesionado; no tendrá las capacidades, ni la energía, ni el empuje, para que la empresa ni los inversores le vean futuro a este proyecto” Víctor Moctezuma

Ahora bien que necesitamos para formar un buen equipo en puntos clave:

Primeramente necesitamos dominar estas actividades básicas y aquí la razón del porqué:

Negociar: Porque tienes que intercambiar conocimientos y recursos con otras personas.

Motivar: Mantener siempre a las personas en el mismo camino facilita el trabajo.

Contratar: Una mala elección constituye lastre para la empresa.

 Despedir: Reconocer cuando las cosas no están mal con alguien y saber decirle adiós.

“En una Start Up cada persona es un engrane primordial de la compañía; un engrane cansado, en malfuncionamiento o viejo puede echar a perder toda la maquinaria, el emprendedor debe saber cuándo arreglar la maquinaria y cambiar un engrane o eliminarlo por completo” Steve Robinson Consultor en revista Harvard University

Las habilidades de liderazgo siempre serán esenciales en la vida del emprendedor; ya que en sus hombros recae la responsabilidad de transmitir todos los valores, objetivos, misiones, etc. de la compañía y transformar en las personas que recluta no solo en miembros del equipo si no en amantes de la propia idea de negocio”

Tenemos que estar conscientes de que los mismos que empiezan no siempre serán los mismos que acaben; necesitamos siempre atraer y retener distintos perfiles, capacidades, momentos y realidades para asegurar el proyecto.

Por tal motivo te invitamos a que formes equipo con  el ecosistema que ayuda a poner tus ideas en orden y en acción #Novaera y su sistema de parques tecnológicos, el cual ya cuenta con todo un ambiente de investigación, desarrollo, tecnología e innovación que converge en modelos de negocio de base tecnológica, estables y reales para ayudar a que tus ideas se transformen en empresas exitosas.

Ponte en contacto con nosotros y convierte tus ideas en un negocio rentable
Prolongación Campestre 2150, 37129 León (Guanajuato)

Tel. 01 477 214 3900

10 pasos para hacer tu startup realidad

¿Quieres convertir tu idea en una empresa exitosa? Empieza por planear y definir tu producto o servicio, clientes y mercado.

Toda aventura emprendedora inicia con una buena idea, evoluciona y con suerte, termina convirtiéndose en una empresa exitosa.
¿Pero cómo puedes ir de tu primera idea al éxito?

Éstos son los 10 pasos a seguir para convertir tus sueños de emprender una realidad:

  1. Define la diferencia: Necesitas tener bien definido de qué manera tu producto es distinto al de tus competidores. Tienes que diferenciarte. Si tu idea no está definida con claridad, los consumidores sentirán que es una copia de algo ya existente.
  2. Busca el problema, necesidad o deseo que resuelve tu idea: ¿Acorta el tiempo que se necesita para hacer algo? ¿Facilitará encontrar algo? ¿Puede hacer algo más emocionante o funcional? Si tu producto o servicio no se dirige a un problema, necesidad o deseo identificable, no lograrás que las personas se emocionen por él.
  3. Usa palabras claras y poderosas:No hay tiempo para decir, “Es algo como…” Busca las palabras exactas y evita la paja. Enfócate en crear una descripción que pueda encender la imaginación de tus clientes e inversionistas potenciales.
  4. Haz tu tarea:¿Eres el primero con esta idea o ya existe la competencia? Investiga en internet, asiste a conferencias de tu industria, habla con expertos y busca mentores. Haz esta tarea ahora mismo. No quieres descubrir que alguien más lo hizo primero una vez que invertiste tu tiempo y dinero en ello.
  5. Haz nuevamente tu tarea:Incluso si nadie más tiene tu misma idea, alguien podría tener otro plan para solucionar el mismo problema que tu idea resuelve. Investiga negocios que pudieran usurparte a tu cliente potencial. Esto puedes hacerlo determinando y analizando tu competencia. ¿En qué gastarían las personas su tiempo o dinero en lugar de en tu producto o servicio?
  6. Define tu base de clientes:Si dices “todos lo necesitan, lo hacen, lo quieren”, estás siendo flojo y te estás engañando a ti mismo. ¿Quiénes son los early adopters de tu producto o servicio? ¿Las personas te elegirán en lugar de otra marca, o sentirán que es una nueva forma de gastar su dinero? ¿Los consumidores realmente querrán lo que ofreces, o requieres educarlos para convencerlos? Piénsalo. . . . . .
  7. Determina tus requerimientos de recursos:¿Qué necesitas para iniciar? ¿Puedes construirlo usando herramientas y materiales estándar? ¿Todo dependerá de un sitio Web que distribuya el servicio? ¿Puedes manejar solo la startup o necesitas incluir a alguien en tu equipo? De ser así, ¿qué tipo de equipo necesitas? ¿Cuánto dinero hace falta para despegar tu idea? Éste no es un proceso rápido. Espera usar buena parte de tu tiempo en investigar, buscar proveedores y hablar con expertos de la industria.
  8. Construye un prototipo:Esto es crítico con un producto y también es importante si ofreces un servicio. Si estás creando un servicio, tu prototipo puede ser un mapa de procesos que detalle al consumidor los puntos de contacto. Un prototipo físico debe funcionar e incluir una explicación clara de los requerimientos de funcionabilidad y producción. Si no puedes construir un prototipo real, por lo menos diséñalo en computadora, haz bocetos, etc.
  9. Haz las cuentas:Ningún plan está completo sin un análisis financiero. Esto incluye una proyección realista y convincente, así como los costos que lo acompañan. Debes poder detallar el punto de equilibrio y las ganancias futuras.
  10. Escribe tu plan:No estamos hablando de pitch de ventas o para inversionistas, sino de tu plan interno para convertir tus sueños en realidad. Necesitas tener esto para ti mismo, de manera que cuando te levantes cada mañana sepas qué hacer. El plan cambiará todo el tiempo. Eso está bien; de hecho es importante mantenerlo flexible y dinámico.

Una cosa es segura: nunca te arrepentirás por no haber actuado; Y una cosa de la que jamás te arrepentirás es acércarte a Novaera, donde contamos con todo un ecosistema de investigación, desarrollo, tecnología e innovación que converge para apoyarte y que tus ideas se transformen en negocios rentables.

Prolongación Campestre 2150, 37129 León (Guanajuato)

Tel. 01 477 214 3900

www.novaera.com.mx

21 cosas por las que un emprendedor exitoso no se preocupa

Ignora lo que no está en tus manos. Te decimos con qué puedes empezar.

Todos queremos saber el secreto del éxito. Y es por esta razón por la cual seguimos las historias de Bill GatesSteve Jobs Mark Zuckerberg, pero ¿cuál sería una de las lecciones más importantes que podemos aprender de ellos?

Estos grandes emprendedores sólo se preocupan por lo que está en sus manos e ignoran lo que no puedes controlar.

Aquí 21 cosas con las que puedes empezar:

1. Fracaso: Los emprendedores exitosos saben que cada tropiezo representa un triunfo en el futuro.

2. Éxito: Lo crean o no, muchos emprendedores le temen al éxito; los exitosos saben que lo que tienen; se debe compartir; es lo importante, así que no teman den como reciban.

3. Felicidad: Puede sonar extraño; porque normalmente los emprendedores exitosos son felices, pero realmente la clave es no preocuparse por serlo;  debemos estar conscientes de que la felicidad tiene que ver con trabajar en lo que a uno le gusta.

4. Límites: No te preocupes por las barreras y obstáculos en el camino; En lugar de hacerlo funda una compañía gigante y ayuda a que mucha gente pueda realizar sus sueños igual que tú.

5. Renunciar: Los dueños de negocio exitosos saben que tirar la toalla no siempre es tan malo; Muchas veces tienes que dejar y continuar con otras ideas.

6. Cobrar lo que merecen: No estandarices tus logros en ganancias o incrementos monetarios; el dinero ayuda pero recuerda que los grandes emprendedores saben que su creación realmente vale más que eso.

7. Las cosas que pueden ir mal: No hay espacio para el pesimismo en la cabeza de un emprendedor exitoso. Si hay un problema, lo resuelves, pero si no lo hay, no lo inventes.

8. Equilibrio entre la vida y el trabajo: Esto al principio puede escucharse un poco fuerte, pero es real. Al inicio de cualquier negocio siempre necesitarás entregar todo y más.

9. Por lo que no hicieron la semana pasada: Tal vez la semana pasada no fuiste 100% productivo, pero no te preocupes; mejor comienza a pensar en lo que puedes llevar a cabo esa semana y la siguiente.

10. Vivir la vida de alguien más: Steve Jobs siempre dijo que se debía vivir la vida de cada quien al máximo. Él nunca desperdició su tiempo limitado preocupándose por las expectativas de los demás.

11. Seguir las reglas establecidas: Que no te importa lo que los otros piensen. Decide seguir sus instintos para hacer realidad sus ideas.

12. Estar a salvo: Los emprendedores exitosos ven la vida como una aventura y no se preocupan por estar en una zona de confort. Por tal motivo experimenta todo lo que en la vida te has guardado.

13. Arrepentimiento: el arrepentimiento viene de las cosas que no hacemos; así que enfoquémonos en tomar en cuenta todas las oportunidades que se presentan en el camino.

14. Lo que no pueden hacer: Reconozcamos que no podemos hacer todo, así que decidamos contratar gente que pueda lograr lo que nosotros no; de esta manera desarrollaremos buenas fortalezas.

15. Tomar oportunidades: Reconoce que a veces hay que perder para poder ganar, no malbarates tu esfuerzo pero tampoco lo magnifiques como si fuera inalcanzable; busca la media entre ganar y perder.

16. Por qué no pueden: No pierdas el tiempo pensando en por qué no puedes hacer algo; mejor enfócate en buscar la manera de darle la vuelta a los obstáculos para descubrir cómo sí puedes cumplir tus metas.

17. El éxito de los demás: El mundo tiene mucho espacio para las ideas diferentes y el éxito de todos por tal motivo no te flageles por el éxito de otros. atiende las contribuciones que tú le haces al mundo.

18. Estar mal: “No te preocupes por fallar, sólo tienes que estar bien una sola vez”. Los buenos emprendedores no se preocupan por siempre estar bien,  se enfocan en resaltar lo que esté bien.

19. Tener empleados inteligentes: Recuerda que necesitas contratar a los mejores si quieren que tu compañía sea exitosa. La mediocridad no cabe en el mundo del emprendedor.

20. Que los corrijan: Los emprendedores no deben tener miedo a probar sus hipótesis. Así que no te aflijas en el “prueba-error” y que alguien te señale tus errores, aprende y agradece eso.

21. Hacer mucho dinero: Irónicamente, ir detrás del dinero es la manera más fácil de no obtenerlo, enfocarnos en compartir el valor que hemos creado nos dará las satisfacciones posteriores.

Tal vez estés sorprendido por alguno de estos puntos, pero puedes aprender mucho del éxito de otros emprendedores, empresas, etc. Por tal motivo recuerda que NOVAERA el ecosistema de innovación, emprendimiento e impulso pone en tus manos diferentes herramientas, infraestructura etc. para hacer de tus ideas un modelo de negocio rentable, real y escalable

Ponte en contacto con nosotros y convierte tus ideas en un negocio rentable
Prolongación Campestre 2150, 37129 León (Guanajuato)

Tel. 01 477 214 3900

novaera.com.mx